Una herramienta que permite a los países estar preparados en tiempos de paz y

POR: Anguill Jiménez

La gestión de riesgos es una herramienta por así decirlo que permite a los países estar preparados en tiempos de paz y afrontar con mayor efectividad los tiempos de desastres. En este proceso se hacen diagnósticos que permiten conocer cuáles son las amenazas, vulnerabilidades y capacidades de la población sea cual sea su ubicación geográfica o condición económica y social .

Partiendo de este análisis se planifica y ejecutan acciones tendentes a incrementar las capacidades mientras se disminuyen o eliminan las amenazas desaparecen de esta manera las vulnerabilidades.

Estamos acostumbrados al término gestión de riesgo asociado a fenómeno en la naturaleza, sin embargo este concepto se extiende a toda acción que procura la disminución de ocurrencia de situaciones que interrumpan el accionar cotidiano de la población, por ejemplo: de la salud por enfermedad, de la educación por huelga, de la empresa por falta de recursos para producir, del tránsito por accidentes, entre otras muchas otras formas.

Queda evidenciado en esta situación que nuestro país no cuenta con una estrategia de gestión de riesgos o si la tiene no ha dado muestra de su aplicación en ninguno de sus etapas, antes, durante y si estas no se ejecutan no podemos esperar un después.

Las medidas que se han tomado y están tomando debieron ser parte de un plan de contingencia habiéndose ejecutado el de emergencia que incluía la mitigación y respuesta. Son evidencias de la improvisación las acciones que se han estado desplegando a raíz de la llegada a nuestro país de esta enfermedad toda vez que la atención se ha fijado en contabilizar casos y anunciar restricción del tránsito, y suministro de alientos (un gran desorden también) y despliegue de estrategias mediáticas para ganar rating.

El que las cifras de infectados cada día vaya en aumento después de as de 1 es de haberse registrado el primer caso y las precariedades con que los médicos y demás personal de salud se desempeña es una de las evidencias de esta falta de planificación,.

Una gestión efectiva de esta situación convocarías a los organismos del estado representados en el COE, organizaciones de la sociedad civil y demás tomadores de decisión para desplegar acciones puntuales no centralistas y sesgadas a la administración de los fondos públicos de una forma que den al traste con soluciones y no actividades que deben formar parte de un gran plan. El autor es comunicador con especialidad en gestión de riesgos y medios de comunicación.

Share this:

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.

Ir a la barra de herramientas